TWN Africa
TWN
Acerca de la Red

Comercio

Lunes 24 de Abril de 2006

G-33 no aceptará modalidades de agricultura sin productos especiales y mecanismo de salvaguardia especial

por Martin Khor

El Grupo de los 33 (G-33) países en desarrollo escribió una carta al director general de la Organización Mundial del Comercio (OMC), Pascal Lamy, declarando que sus miembros no aceptarán las modalidades propuestas para agricultura si éstas no incluyen los productos especiales y un mecanismo de salvaguardia especial, dos aspectos clave del trato especial y diferenciado para los países en desarrollo.

“Deseamos destacar que el G-33 no se incorporará a un consenso sobre modalidades ni a ninguno de sus elementos si no incluye las modalidades sobre productos especiales y mecanismo de salvaguardia especial”, escribió el embajador indonesio Gusmardi Bustami, coordinador del G-33, en una carta entregada a Lamy el jueves.

La carta (una copia de la cual fue enviada al embajador Crawford Falconer, de Nueva Zelanda, presidente de las negociaciones sobre agricultura) fue enviada en un momento crucial, dado que el 30 de abril vence el plazo para finalizar las modalidades sobre agricultura y acceso a los mercados para los productos no agrícolas (NAMA).

La carta del G-33 constituye un nuevo e importante acontecimiento previo al vencimiento de dicho plazo, dado que Lamy ha presentado un plan para “secuenciar” la adopción de las modalidades, según trascendió.

Según esa secuencia, primero se considerarán y adoptarán “modalidades clave”, lo que supuestamente “destrabará” las negociaciones sobre otros temas que se tratarán en una etapa posterior.

Las “modalidades clave” de Lamy comprenden cifras para reducir la ayuda interna del “compartimento ámbar” y la ayuda interna total en la agricultura, índices para reducir los aranceles agrícolas, trato de los productos agrícolas sensibles, fórmula y coeficientes para la reducción arancelaria de los productos industriales y mecanismos de flexibilidad para los países en desarrollo en la aplicación de la fórmula de NAMA.

El plan de Lamy ha provocado gran controversia. En primer lugar, muchos miembros no comparten la definición de “modalidades clave”, en especial aquellos cuyas prioridades han sido excluidas de la lista de Lamy.

En segundo lugar, muchos miembros tampoco están de acuerdo con el enfoque de la “secuencia” y las “modalidades parciales”. Estos miembros creen que todos los aspectos de las modalidades deberían acordarse al mismo tiempo. Citan como referencia la Decisión Ministerial de Hong Kong, que prevé modalidades sin estipular ninguna secuencia ni prioridad.

La semana pasada, ministros africanos de Comercio que participaron de una conferencia de la Unión Africana en Nairobi emitieron una declaración en la que destacaron que el resultado de abril sobre modalidades debe ser “integral” y que establecer “modalidades parciales” que excluyan las preocupaciones de África sería inaceptable. Entre las preocupaciones africanas mencionadas se encuentran los productos especiales, el mecanismo de salvaguardia especial y la erosión de las preferencias.

El presidente de las negociaciones sobre agricultura, el propio embajador Falconer, también declaró en una nota a las delegaciones que el objetivo de las negociaciones era “asegurar la totalidad de las llamadas modalidades; no la ‘mitad’ de las modalidades, modalidades ‘parciales’ ni ‘a la carte”.

La carta del G-33 refleja preocupaciones similares a las de los ministros africanos respecto a que se elija solamente una lista de temas para finalizar las modalidades. Otros asuntos de crucial importancia para el G-33 estarían entonces en riesgo de marginación, y la influencia del Grupo sobre esos temas se perdería, dado que las modalidades sobre las cuestiones de interés para los miembros más poderosos ya se han acordado.

El G-33 es una agrupación de 45 miembros de la OMC que tiene un interés prioritario en la defensa de los intereses de su sector agrícola y sus agricultores en lo relativo a seguridad alimentaria, seguridad del sustento y desarrollo rural.

El Grupo ha impulsado los conceptos de productos especiales de los países en desarrollo (que recibirían trato especial, por ejemplo un índice inferior de reducción arancelaria por fórmula) y mecanismo especial de salvaguardia (que los países en desarrollo pueden utilizar ante la amenaza de oleadas de importaciones agrícolas).

“Estaríamos muy preocupados si estos dos asuntos de prioridad para tantos países en desarrollo quedaran excluidos de las modalidades a tratar en materia de agricultura”, expresó un delegado de un país del G-33.

“Entendemos que éstas son modalidades realmente esenciales. Si estos asuntos se resuelven satisfactoriamente desde nuestro punto de vista, ‘destrabarán’ otros. No se puede tomar una decisión sobre fórmulas y números y dejar para después los productos especiales y el mecanismo de salvaguardia”, agregó.

En su carta a Lamy, el embajador Gusmardi Bustami dijo que la agricultura es de vital importancia para casi todos los países en desarrollo. Esto se aplica especialmente a los países del G-33, caracterizados por una agricultura de subsistencia, estructuralmente vulnerable, además de pobreza rural e inseguridad alimentaria.

“Por lo tanto, para los países del G-33, la seguridad alimentaria, la seguridad del sustento y el desarrollo rural son la esencia de la dimensión del desarrollo, y esos asuntos deben tratarse plenamente como parte integrante de las modalidades y el resultado de las negociaciones sobre agricultura”, dice la carta del G-33.

“La incorporación de los productos especiales y el mecanismo especial de salvaguarda en la Decisión del Consejo General del 1 de agosto de 2004 y el desarrollo de ambos conceptos en la Declaración Ministerial de Hong Kong reflejan la importancia que los ministros otorgan a la realización de la dimensión del desarrollo en las negociaciones sobre agricultura.

“Este reconocimiento ha alentado al G-33 a comprometerse de manera constructiva en las negociaciones y a contribuir a ellas presentando propuestas concretas, técnicamente sensatas y equilibradas acerca de modalidades sobre productos especiales y el mecanismo de salvaguarda especial.

“En nuestro esfuerzo por hacer avanzar el proceso de negociaciones, el Grupo ha demostrado una enorme flexibilidad, alejándose de sus antiguas posiciones originales. Preocupa entonces al Grupo la posición adoptada por sus socios negociadores, algunos de los cuales intentan incluso debilitar no sólo el mandato de Doha sobre agricultura, sino también el acuerdo alcanzado en el Marco de Julio y el de los ministros en Hong Kong sobre productos especiales y mecanismo de salvaguardia especial.

“En este contexto, deseamos destacar que el G-33 no se incorporará a un consenso sobre modalidades ni a ninguno de sus elementos si no incluye las modalidades sobre productos especiales y mecanismo de salvaguardia especial. Dicho esto, confiamos sin embargo en que usted se asegurará de que ambos asuntos sigan siendo parte integrante y se reflejen plenamente en las modalidades sobre agricultura, cuyo plazo vence en abril de 2006, de acuerdo con el mandato de los ministros reunidos en Hong Kong.

“Finalmente, deseamos reiterar la disposición del G-33 a cooperar con usted para alcanzar una conclusión exitosa de las negociaciones mediante un proceso inclusivo y transparente”. SUNS #6011 – 21 de abril de 2006




 Temas
  Ambiente
  Finanzas Internacionales
  Género
  Instituciones Financieras Internacionales
  Derechos de Propiedad Intelectual
  Seguridad Mundial
  Estados Unidos
  Política
  Trabajo
  Cooperación
  Bioseguridad
  Africa
  Política Regional
  Energía Nuclear
  Inmigrantes
  Sociedad
  Ecología
  Naciones Unidas
  Comunicación
  Derechos Humanos
  Desarrollo Social
  Economía
  Globalización
  Comercio
  Salud
  Mundo
  Patentes
 
   Búsquedas
Choike NGO search